Abandona las dudas y estima el esfuerzo para realizar la práctica

El Rosario de Joyas del Bodhisattva fue el primer texto de Adiestramiento mental compuesto por Atisha cuando vivía ya en Tíbet. Está dirigido a una mejora integral del individuo a través de la transformación del egoísmo en una actitud altruista. El Rosario de Joyas son consejos de Atisha dirigidos a nuestra práctica de adiestramiento mental, basada en la transformación del pensamiento, es decir, en todo momento y ante cada situación, positiva o negativa, el Dharma ha de vibrar en nuestro interior. 
Para meditar de manera eficaz es imprescindible enfocar la mente sobre un objeto virtuoso y para ello, escuchar enseñanzas y contemplarlas es fundamental. 
Estos textos son comentarios del Rosario de Joyas de Adiestramiento mental, realizados por Gueshe Tamding Gyatso, maestro y erudito reconocido en la comunidad Tibetana. 

Abandona las dudas y estima el esfuerzo para realizar la práctica

"Abandona las dudas" significa dejar de lado aquellas indecisiones que interfieren el éxito de nuestra práctica, que se interponen en el sendero hacia la liberación. Hemos de generar una determinación firme para practicar. La sombra de la duda produce un estado de indecisión que entorpece seriamente el avance. Pongamos por caso que viajamos a Madrid en coche; tomamos la autopista apropiada y no nos desviamos hasta llegar a nuestro destino ya que, de hacerlo, podemos ir a parar a cualquier otra ciudad. Las dudas acerca de la realidad de la Liberación o la Iluminación, nos paralizan. Buda afirma en un Sutra que incluso las moscas pueden alcanzar la Iluminación. Esta afirmación debe animarnos a pensar que si puede hacerlo un insecto, como no vamos a poder Iluminarnos nosotros gozando de un perfecto renacimiento humano. 

La mente de la duda puede ser denaturaleza positiva o negativa. La primera nos hace crecer espiritualmente pues nos incita a investigar los objetos de conocimiento; la segunda bloquea nuestro camino hacia la Iluminación, nos hace vacilar ante la práctica. Tener dudas sobre la ley de causa y efecto no es, en sí mismo, negativo; lo es cuando, sin investigar, concluimos que no existe y nos cerramos a la posibilidad de razonar acerca de ello. 

"Estima el esfuerzo para realizar la práctica". El texto nos aconseja ser precisos e insistentes en nuestra práctica; no es recomendable aplicar un empeño exagerado ya que puede desembocar fácilmente en agotamiento. El esfuerzo debe ser continuado y cosntante, como el fluir de un río. 

¿Por qué es importante sumergirnos sin reservas en la práctica del Dharma? porque el momento de la muerte puede estar cerca y cuando llegue sólo el Dharma nos ayudará. Además, puesto que las vidas futuras son más importantes que ésta, para asegurarnos un renacimiento libre de obstáculos hemos de empezar a practicar ahora. El peor enemigo de nuestra práctica de Dharma es la pereza. El esfuerzo es necesario, tanto en la práctica espiritual como en la vida cotidiana. 

El Cuerpo de la Forma de un Buda (Skt:Rupakaya) se obtiene gracias a la acumulación de gran cantidad de mérito; el Cuerpo de la Sabiduría de la Verdad (Skt:Dharma-kaya) se obtiene gracias a la acumulación de sabiduría, pero para conseguirlo tanto uno como otro el esfuerzo es totalmente imprescindible. 

Sin esfuerzo y entusiasmo en la práctica, el conocimiento acumulado está tan falto de vida como un cadáver. Buda Maitreya logró la realización de la bodhichita antes que Buda Sakyamuni; sin embargo, Sakyamuni se iluminó antes gracias al esfuerzo que impregnó su práctica. Tenemos que hacer el propósito de desembarazarnos definitivamente de la pereza que obstruye nuestros estudios y meditaciones. 

Alcanzar el supremo estado de la Budeidad no es tarea cómoda ni fácil. Buda Sakyamuni, el Ser Iluminado que ejerció el más fabuloso de los esfuerzos, estuvo acumulando mérito durante tres largos eones. Los resultados de meditar no vienen instantáneamente, son fruto del esfuerzo firme y constante a lo largo del tiempo. 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...